26 Noviembre 2015

Administración y Universidad de Córdoba, con el respaldo de la Interprofesional del Aceite de Oliva, impulsan la innovación en el olivar

Se presentan en Córdoba los nuevos equipos para la mecanización del olivar español surgidos del proyecto MECAOLIVAR

El sector del aceite de oliva, a través de la Interprofesional del Aceite de Oliva Español, promovió hace años el impulso de las líneas de investigación en mecanización de la UCO, que fueron preámbulo del proyecto MECAOLIVAR, para el que la Universidad ha seguido contando con el respaldo del sector
El grueso de la financiación corresponde a fondos FEDER (80%) a través del Ministerio de Economía y Competitividad
Los nuevos equipos nacen con el objetivo de reducir costes en tareas básicas como la recolección, la aplicación de fitosanitarios y el manejo de los suelos
El olivar tradicional, el más importante en nuestro país, será el principal beneficiado de estos avances

Has bastado sólo dos años para que la iniciativa de grupo de Mecanización y Tecnología Rural de la Universidad de Córdoba que, con el respaldo de la Interprofesional del Aceite de Oliva Español, se materializó en la forma de Convenio de Compra Pública Precomercial (CPP) MECAOLIVAR, haya dado sus frutos. Con el apoyo financiero de los fondos FEDER, a través del Ministerio de Economía y Competitividad, se han desarrollado 15 equipos destinados a mecanizar y modernizar el olivar español que han hecho su presentación en la Jornada técnica sobre mecanización del olivar que se ha celebrado hoy en el Centro IFAPA de Cabra en la provincia de Córdoba. Exhibición organizada por el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente con la colaboración de la Junta de Andalucía.
Equipos que tratan de ofrecer nuevas soluciones técnicas a la recolección, la aplicación de fitosanitarios y al manejo de suelos en el olivar español. Aunque entre las máquinas desarrolladas (todos ellos modelos precomerciales desarrollados en colaboración con empresas de maquinaria) hay soluciones tecnológicas para el olivar intensivo, los mayores avances se han logrado en los desarrollos destinados al olivar tradicional, el que mayor superficie ocupa en España. De hecho fue uno de los objetivos prioritarios cuando se lanzó el proyecto, según explica Jesús Gil, catedrático de la Universidad de Córdoba y responsable del proyecto: “Este proyecto quiso incidir en el olivar tradicional que no dispone de cosechadoras integrales para su recolección. Tienen que ser sistemas compuestos, eso hace que sea un proceso lento y caro. Hoy presentamos dos cosechadoras integrales para olivar tradicional, que son novedad absoluta, porque no
existe nada parecido”.

Demostración de un prototipo del Proyecto MECAOLIVAR

Precisamente fue la búsqueda de soluciones tecnológicas para el olivar tradicional las que movieron a la Interprofesional del Aceite de Oliva a implicarse en estas líneas de investigación desde hace años, como explica Rafael Sánchez de Puerta, responsable de I+D+i: “Un objetivo claro de la Organización siempre ha sido la investigación y dentro de la investigación, reducir los costes del olivar es fundamental. Los costes de recolección suponen, aproximadamente, la mitad de los costes del cultivo. O somos capaces de abaratar esta actividad o este tipo de olivar tendrá un futuro difícil. Si conseguimos una máquina que de verdad sea eficiente y que consiga abaratar el coste de recogida, seguro que le vamos a alargar la vida a este tipo de olivares que, por otra parte, son los que más superficie representan en el olivar de España”.
Las dos cosechadoras que se han presentado en Cabra se basan en sacudidores de copa arrastrados a la vez que se desplazan alrededor del olivo son capaces de tirar el fruto, hacer una prelimpieza y almacenarlo, todo ello de forma autónoma.

Equipo destinado a la recolección de olivar tradicional

No es la única novedad tecnológica que se ha podido presenciar hoy en Cabra. También se han presentado varios atomizadores, adaptados también a las necesidades del olivar tradicional, equipos muy necesarios como explica Rafael Sanchez de Puerta: “Los atomizadores están teniendo problemas de deriva de producto, no entra bien el tratamiento en el olivo y esa era otra línea que queríamos mejorar y perfeccionar, tanto por la mejora del cultivo, como por cuestiones medioambientales, para evitar derivas y ahorrar producto”. Los equipos desarrollados en el seno de MECAOLIVAR, tienen sistemas que son capaces de “leer” la forma del árbol aproximando o alejando las boquillas para que el producto se aplique lo más cerca posible. Asimismo, detectan la presencia del árbol, de tal forma que dejan de funcionar cuando se ha sobrepasado el árbol.

Equipo de aplicación de fitosanitarios desarrollado en el marco del proyecto MECAOLIVAR

A destacar también la presentación de equipos de herbicidas, de los que Jesús Ribes, destaca que “incorporan sensores de detección de vegetación, con lo cual las boquillas están cerradas salvo que se detecte la presencia de hierba, con lo que se reduce enormemente la aplicación de fitosanitarios.
Además se han presentados equipos destinados a mejorar la recolección de olivar intensivo, como plataformas o cosechadoras cabalgantes.

Equipo de recolección cabalgante adaptado al olivar intensivo

Se estima que en aproximadamente dos años buena parte de estas innovaciones estén a disposición de los profesionales del olivar.
Cabe destacar también que la Universidad de Córdoba ha ganado la edición 2015 del Premio Nacional de Innovación en la modalidad de Compra con este proyecto.

Suscripción a newsletter

Suscribirme
Newsletter